Energías alternas nos acercan a la democratización energética

CICESE organiza V Foro y 1er Simposio de Energías Alternas

0
113

“Hoy en día la mayoría de la población puede producir energía en sus casas, en sus empresas, en sus oficinas, a un costo menor de lo que nos cuesta a todos la energía eléctrica con hidrocarburos. Estamos rompiendo un paradigma (sobre la centralización en la producción de electricidad) y estamos acercándonos a lo que puede ser una verdadera democratización de la energía a partir de fuentes renovables”.

Esto lo señaló el Dr. Antonio del Río Portilla, responsable del Centro Mexicano de Innovación en Energía Solar (CeMIE-Sol), quien además informó que México tiene el record de energía eléctrica más barata producida con renovables, “y ese costo (de energía fotovoltaica y eólica) es tres veces menor que con gas natural, que es la energía que se dice limpia”.

Esto ocurrió durante  la apertura de un evento doble celebrado en el CICESE, el V Foro y el 1er Simposio de Energías Renovables, que se organizan con el objetivo de fomentar y fortalecer las relaciones académicas multidisciplinarias entre instituciones, el sector industrial y hacia el interior del mismo centro, como explicó su director general, Guido Marinone Moschetto.

A lo largo de estos cinco años, agregó, estos foros han servido como una plataforma para subrayar la urgente necesidad que se tiene a nivel mundial para explorar y explotar adecuadamente las opciones que tenemos en energías renovables, con el objeto de substituir las fuentes de energía convencionales y para mitigar los efectos del calentamiento global y el cambio climático.

A nombre del comité organizador, Vanesa Magar, investigadora del CICESE, dijo que se busca con estos eventos “atraer capital humano; que los jóvenes se interesen en estas áreas para poder enfrentar los retos que tenemos en el país a causa del cambio climático, los problemas de salud que se están dando por la contaminación ambiental, y los problemas de vulnerabilidad del ambiente y sociales”.

El Dr. Arturo Sánchez Carmona, responsable técnico del Centro Mexicano de Innovación en Bioenergía (CeMIE-Bio) explicó que si México utilizara bioetanol en lugar de gasolina, reduciría a la mitad lo que invirtió en 2016 para producir electricidad.

Esto significa que México requiere 3 mil millones de litros de bioetanol por año (que significan 3 mil millones de dólares), una cifra que todavía no se produce aquí. “La capacidad instalada para producir bioetanol es alrededor de 80 a 100 millones de litros por año. Esto quiere decir que para llegar a producir esos 3 mil millones de litros hay una gran oportunidad no solamente desde el punto de vista industrial en el corto plazo, sino también desde el punto de vista de desarrollo tecnológico y científico”.

Además, “desde el punto de vista ambiental el rol de las energías renovables es muy importante. Los automóviles producen entre 20 y 25% de las emisiones de gases de efecto invernadero en México. Y los autos se mueven con gasolina. Utilizar biocombustibles ayudaría a bajar esa tasa de producción”.

El Lic. Fernando Torres Calva, de la Secretaría de Energía, aseguró que México ocupó el primer lugar mundial en inversión en energías limpias en 2017, y que a partir de la reforma energética de 2013 pudo diversificar sus mercados y fortalecer el sector hidrocarburos y el eléctrico.

Destacó que con la inversión autorizada de 25 mil millones de pesos en los Fondos Sectoriales de Energía (de Hidrocarburos y el de Sustentabilidad Energética establecidos a partir de 2008) se tienen más de 270 proyectos apoyados en donde participan 170 instituciones de educación superior y centros de investigación.

Una iniciativa importante fue la creación a partir de 2014 de cinco Centros Mexicanos de Innovación en Energía (CeMIE), los correspondientes a energías solar, oceánica, geotérmica, eólica y biológica, con un monto total autorizado de 4 mil 368 millones de pesos. Su principal objetivo fue trabajar proyectos de investigación y desarrollo para generar capacidades tecnológicas en cada una de esas áreas.

A la fecha sus principales logros incluyen, en formación de recursos humanos, la obtención de 452 licenciaturas, maestrías, doctorados y posdoctorados; la realización de 153 proyectos de investigación y desarrollo de tecnología (57 todavía vigentes); en infraestructura, la creación y equipamiento de laboratorios especializados, plantas piloto, incubadoras y oficinas de transferencia de tecnología; la participación en la elaboración de 11 mapas de ruta tecnológica (con visión 20-30) para el aprovechamiento de recursos energéticos, así como en el registro de patentes y otras modalidades de propiedad intelectual.

Anunció además el inicio de operaciones de dos centros más: el de Redes Eléctricas Inteligentes, que ya tiene una inversión comprometida de 450 millones de pesos, y el de Captura de CO2, al cual se están comprometiendo mil 240 millones de pesos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here